La tarifa plana y la cuota cero para autónomos

tarifa plana autónomos cuota ceroEn este artículo vamos a ver una de las dudas más habituales de las personas que quieren registrarse como autónomos: las condiciones de la tarifa plana de la seguridad social, y también de la llamada cuota cero, que aplican algunas comunidades autónomas. Si quieres montar tu propio negocio, es una información que te interesa. Si prefieres el formato vídeo, aquí tienes una entrada de Youtube que te lo explica.

¿Qué es la tarifa plana para los autónomos?

Hasta hace poco, todos los autónomos españoles tenían que pagar alrededor de 300 euros al mes en concepto de cotización a la Seguridad Social, independientemente de sus ingresos. Para los emprendedores que iniciaban sus actividades, ese gasto era demasiado, y por eso nació la tarifa plana. Ha tenido variaciones en el tiempo hasta llegar a su formato actual.

Permite a los nuevos autónomos pagar una cuota reducida durante un año, y puede ser renovada un año más, con algunas condiciones. Vamos a ver lo que hay que cumplir para acceder a esa tarifa reducida, la cuantía, y otros datos importantes.

¿Cuáles son los requisitos para poder acceder a la tarifa plana de autónomos?

  • No puedes haber estado de alta en los dos años inmediatamente anteriores a la fecha de efecto de la nueva alta. Y, en caso de que hayas disfrutado previamente de la tarifa plana, tienen que haber pasado tres años desde la última alta.
  • Tampoco puedes tener deudas pendientes con la Seguridad Social y Hacienda. Esa es una condición muy habitual para acceder a cualquier ayuda.
  • También es importante saber que la tarifa plana no se aplica a los autónomos colaboradores, pero, en cambio, sí que vale para los autónomos societarios. Los autónomos societarios son aquellas personas que tienen la obligación de registrarse como autónomo cuando tienen una sociedad y cumplen algunas condiciones.

¿Cuánto se paga de cuota mensual?

El caso general es que pagas 80 euros durante los 12 primeros meses de actividad, independientemente de los ingresos que tengas como trabajador por cuenta propia. Esa cuantía es válida desde el 2023 y durará hasta al menos hasta las nuevas altas de 2025. Después, es probable que se actualice.

Además, en los siguientes 12 meses podrás seguir pagando los 80 euros de cuota mensual siempre que tus ingresos netos se encuentren por debajo del Salario Mínimo Interprofesional (SMI). Pero para poder acceder a esa ampliación tendrás que solicitarlo a la Seguridad Social a través del sistema Importass.

¿Y qué es la cuota cero?

Dependiendo de tu lugar de residencia, puede que te salga gratis la cuota de autónomos en tu primer año (también el siguiente si seguía teniendo derecho a la tarifa plana). En algunas comunidades autónomas existe la posibilidad de disfrutar de la llamada “cuota cero”. De momento (2023) está vigente en Madrid, Andalucía, Murcia, Baleares, La Rioja, Canarias y Galicia. Pero es probable que otras CCAA se apunten más adelante.

Eso sí, tendrás que mirar los requisitos que pide cada CCAA, ya que no son todos iguales.

La ayuda funciona en general así: vas pagando las cuotas cada mes, y cuando termina el primer año, haces una solicitud y la Comunidad Autónoma te devuelve los casi 1.000 euros que pagaste.

¿Qué ocurre después de la tarifa plana?

Como ya explicamos, el periodo de tarifa plana transcurre durante uno o dos años, según el nivel de ingresos de tu actividad el primer año. Después de eso, pasarás a formar parte del nuevo sistema de cotización por tramos en función de tus ingresos reales. De momento estamos en una fase de transición, en la que cada año los autónomos con ingresos más altos tendrán que pagar más cotización, mientras los que cobren poco verán reducida su cotización.

¿Hay otros casos particulares?

Las condiciones de la tarifa plana son un poco diferentes para otros colectivos, en concreto los autónomos con una discapacidad igual o superior al 33 %, las víctimas de violencia de género o las víctimas de terrorismo. Esas personas pueden solicitar la tarifa plana de 80 euros durante los primeros 24 meses desde el inicio. Además, finalizado el período, si sus rendimientos netos previstos fuesen igual o inferior al SMI, podrían solicitar la ampliación de la cuota reducida durante los siguientes 36 meses. Y pagarían, a día de hoy, 160 euros mensuales, aunque esa cuantía puede ser incrementada en el futuro.

Conclusiones

Si eres un nuevo autónomo, el primer año puede pagar solo 80 euros de cotización a la seguridad social mediante la tarifa plana. Incluso, puedes llegar a que te devuelvan esa cantidad si vives en una Comunidad Autónoma que aplica la cuota cero. Si los ingresos previstos durante tu segundo año van a ser inferiores al SMI, podrás volver a disfrutar de la tarifa plana (y de la cuota cero) por un año más.

Tienes más información sobre todas las condiciones en la página de la Seguridad Social, no dudes en repasar todos los detalles.

Si te ha gustado este artículo, ¡aprovecha y abónate a la fuente RSS! También puedes empezar a seguirnos en Facebook.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*